lunes, 18 de febrero de 2013

¿Inconcebible?


Ha llegado el gran día, ese día en el que TheGirlBehindTheSmile se dispone a resolver una duda existencial para los hombres y algo obvio para las mujeres. Esa duda que mantiene en vilo y horroriza a los chicos; esa contra la que las chicas simplemente responden: me tenía que lavar el pelo... 

¿Por qué tardamos tanto en la ducha? Como buena mujer sabe tomamos el tiempo suficiente para disfrutar de nuestro momento del día, bien sea por la mañana o por la noche ESE es nuestro momento y que nadie se atreva a arruinarlo. 

Dentro de este complicado proceso podemos dividir entre dos clases de mujeres: las que ponen música y las que no. Si tu novia/pareja/compañera de piso/etc es de las primeras olvida el hecho de entrar en el baño en al menos una hora, de lo contrario en unos cuarenta y cinco minutos el baño es todo tuyo.

Deberíamos empezar explicando que para aquellas que ponemos música una ducha es algo mas que el simple acto de asearse, durante este tiempo puedes ser quien tu quieras y cantar todo lo alto que te apetezca porque “nadie te oye” y “lo haces de  maravilla”.

Primer paso: decidirse, levantarse del sofá/silla, dejar lo que estés haciendo y entrar en el

martes, 12 de febrero de 2013

Vistámonos de gala, como en nuestros mejores sueños.






                              



                                          










                                                                                                                    EGM

domingo, 10 de febrero de 2013

Shorts.









   


                                                                                 
 
       

























Hay quien cree que los shorts son solo para verano, independientemente del color o la largura, con una camiseta o blusa, sandalias o bambas... Pero yo creo que los shorts deberían de dar algo más de juego. 

Unos shorts, especialmente los vaqueros, con las medias adecuadas son la combinación perfecta. Hacen que el conjunto que nos íbamos a poner con unos simples pitillos se vuelva sexy y algo más original, sobre todo si nos arriesgamos con unas medias que no sean lisas. 






 
                                                                       EGM